logo

Descubre las mejores cocinas alemanas en Murcia. Elige lo mejor para tu cocina con nuestra amplia gama de productos, calidad inigualable.

Trucos para mantener la cocina organizada

InicioConsejosTrucos para mantener la cocina organizada

Trucos para mantener la cocina organizada

La cocina funciona la mayor parte de las veces como el auténtico corazón del hogar. No solo es el lugar donde almacenamos los alimentos y los cocinamos, también es muchas veces donde se reúne toda la familia durante desayunos, comidas y cenas. Tener una cocina organizada y limpia no es solo una cuestión higiénica y estética, es una forma de mantener un necesario equilibrio familiar.

A continuación te mostramos algunos sencillos trucos para que puedas mantener siempre tu cocina organizada.

 

Desecha todo cuanto no necesites

 

Una cocina organizada debe contar únicamente con lo imprescindible para cocinar y servir los alimentos, y en unas cantidades adecuadas, que no pequen ni por defecto ni por exceso.

Es posible que tengas una vajilla o cubertería muy bonita, pero si sois 4 en casa, por ejemplo, no es necesario tener en la cocina 100 platos, 100 vasos y 300 cubiertos.

Por supuesto, cualquier material que tengas deteriorado, es mejor tirarlo.

 

Agrupa los objetos por categoría

 

Otro de los pilares de una cocina organizada es el agrupamiento de objetos por categorías, de forma que siempre sepas dónde puedes encontrar cada uno y dónde puedes volver a colocarlo.

Por ejemplo, utiliza un armario para tus utensilios de cocción, otro para los tuppers, otro para los cubiertos, etc.

Para un mejor aprovechamiento del espacio, los tuppers, cuencos, cacerolas, ollas, etc, deben ir apilados unos sobre otros, con sus tapas en vertical.

En cuanto a la cristalería y la vajilla, lo idóneo es dividir el armario en una zona para comer y en otra para beber.

 

Trapos y productos de limpieza

 

Los trapos deben tener también su espacio específico dentro de una cocina organizada, aunque nunca deben estar arrugados y sí bien plegados y colocados unos sobre otros.

En lo referente a los productos de limpieza, incluidos el estropajo y el lavavajillas que utilizas a diario y que solemos colocar erróneamente en la encimera, debes guardarlos en la parte inferior del fregadero. Es importante que instales organizadores extraíbles y baldas, y no acumular nunca más de lo que necesites.

 

Los alimentos

 

Siguiendo la misma línea, guarda los alimentos por categorías.

Las especias pueden estar en el mismo armario, o en un especiero, caja abierta o cesto que te permita tenerlas siempre a mano.

Categoriza también las conservas, y en cuanto a pastas, arroces y legumbres, lo mejor es ponerlas en botes de cristal, de forma que lo tengas todo a la vista.

 

Libera la superficie de trabajo

 

El objetivo primordial de tener una cocina organizada es poder contar con un espacio de trabajo en el que poder preparar nuestras recetas de la forma más cómoda posible. Es por eso que la encimera siempre debe estar reluciente y libre de todo aquello que no necesitemos para elaborar nuestros platos.

Es muy habitual tener a la vista tostadoras, exprimidores, licuadoras, etc. Si no vas a utilizarlos con mucha frecuencia, lo mejor es que les busques un armario donde guardarlos. En la encimera no solo ocupan demasiado espacio, también crean recovecos en los que se va acumulando la suciedad imperceptiblemente.

Tener una cocina organizada repercutirá directamente en la calidad de las recetas que elabores y en el equilibrio de tu hogar. Puede decirse que una cocina ordenada es el primer paso para una familia feliz.

 

¿Te ha gustado el post? No te olvides de comentar tus opiniones y compartirlo en redes sociales.

Sorry, the comment form is closed at this time.